02/09/2019

OAVyT: “Nuestro trabajo es una construcción y un aprendizaje permanente”

La asistente social Daniela Lloret, y la psicóloga Elisa Sonatore, integrantes de la Oficina de Atención a la Víctima del Delito y a los Testigos (OAVyT) de la Segunda Circunscripción Judicial de La Pampa, con asiento en General Pico, conversaron con el “Taller de Periodismo”, que se dicta en el Centro Cultural Maracó. Ambas dialogaron sobre su función en la Oficina, los pro y contras del trabajo, y lo necesaria unidad grupal. En la Oficina que funciona en calle 20 entre 7 y 9, también se desempeñan Ana Belén Herrero, Natalia Morini y Bibiana Falco.

La asistente social Daniela Lloret, y la psicóloga Elisa Sonatore, integrantes de la Oficina de Atención a la Víctima del Delito y a los Testigos (OAVyT) de la Segunda Circunscripción Judicial de La Pampa, con asiento en General Pico, conversaron con el “Taller de Periodismo”, que se dicta en el Centro Cultural Maracó. Ambas dialogaron sobre su función en la Oficina, los pro y contras del trabajo, y lo necesaria unidad grupal. En la Oficina que funciona en calle 20 entre 7 y 9, también se desempeñan Ana Belén Herrero, Natalia Morini y Bibiana Falco.

“Lo que hacemos es, a partir de solicitudes de intervención que recibimos, contactarnos con las víctimas y testigos del caso. Luego realizamos entrevistas interdisciplinarias o individuales” explicó Lloret.

El día a día en la OAVyT, consiste en recibir solicitudes de intervención, entrevistar a las víctimas y testigos, para luego amar una red institucional con el fin de mantener contacto con el fiscal y así tener un seguimiento de la causa judicial. Además, es necesario brindarle (a las víctimas) la información sobre el caso.

“La mejor parte del trabajo tiene que ver con poder acompañar a alguien que este pasando una situación difícil, poder escucharlo, y que pueda afrontar la situación haciendo valer sus derechos” sostuvo Sonatore. Además, mencionó que una de las mejores partes es tener la posibilidad de transmitirle a la víctima, cuál fue el resultado de todo el proceso que tuvo que transitar. Agregó que valora tener la posibilidad de aprender, y que su trabajo “es una construcción y un aprendizaje permanente”.

A pesar de que su labor tiene sus facetas positivas, ambas coinciden en que una de las peores partes del trabajo, tiene que ver con la existencia de las situaciones que deben atravesar.

“Son situaciones muy complejas desde lo familiar, económico y personal”, coincidieron.

Por último, destacaron que el buen clima de trabajo es fundamental, porque es un trabajo que no está pensado para una sola persona, sino para una organización.

“Es importante que el clima de trabajo sea bueno, para obtener los mejores resultados”, concluyó Lloret.

Nota realizada por el Taller de Periodismo del Centro Cultural Maracó, en el marco de un ciclo de entrevistas a una veintena de mujeres de General Pico, que se desempeñan en diferentes ámbitos.




Volver arriba